viernes, 25 de enero de 2013

EL COMPROMISO DE TOD@S


Me siento afortunado porque varios amigos hayan leído ya esa novelita de entretenimiento mía, llamada “El francés” (http://elblogderaskolnikov.blogspot.com.es/2012/12/el-frances.html). Algunos se enfadan conmigo por poner en el papel protagonista a un infiltrado de la policía en las manifestaciones. Lo dije. Me interesan los personajes que se encuentran en situaciones insostenibles, cuando ya se han perdido cosas y cuando con cualquier decisión se corre el riesgo de agravar el problema. O de arreglarlo.

¿Qué ocurre cuando la situación insostenible la comparte una sociedad entera? España va camino del pleno DESempleo, a lomos de un gobierno que está consiguiendo que se exilien más ciudadanos que en algunos países con conflictos bélicos. El Presidente del Gobierno se permite el lujo de decir que “lo más injusto es generalizar”. Y mientras lo dice, generaliza el desempleo, generaliza los desahucios, generaliza la DESESPERANZA. Ese es el sobrenombre de este país para muchos ciudadanos.

Discutimos sobre nuestras formas de protesta, debatimos sobre qué es lo que debe de predominar o cuál es la prioridad, observamos cómo el PSOE termina por desmantelar su escasísima conciencia social, incluso nos arrojamos piedras de unos a otros. Algunos señores, para colmo, prefieren no opinar sobre qué es lo que ocurre en Mali, mientras siguen obsesionados con jalear primaveras árabes de las que surge el fundamentalismo que arrincona a la esclavitud a las mujeres. Vivimos tiempos incomprensibles.

Los desesperanzados no pueden esperar a que la izquierda se ponga de acuerdo en las redes sociales para hacer un frente común de una vez por todas ante este país de SOBRES y sobras, ante esta exhibición de IDEAS, ante este ejercicio de desmantelamiento organizado de derechos sociales. Hoy se publicaba una encuesta que ofrece unos resultados espantosos (http://www.cadenaser.com/espana/articulo/paro-provoca-25-desempleados-abandone-hogar/csrcsrpor/20130125csrcsrnac_2/Tes). Uno de cada cuatro desempleados pospone decisiones vitales por su situación; uno de cada tres intercambia productos con otras personas; un 14% ha dejado de comer carne o pescado, uno de cada diez ha vendido su coche, el 5% recurre al banco de alimentos; casi la mitad de estas personas ha perdido confianza en sí mismos, les cuesta dormir, mantienen relaciones tensas en sus hogares y pierden el contacto con sus amigos. Es la antesala de la depresión, un escenario previo que, con determinados condicionantes, puede desembocar en el suicidio. Nueve de cada diez han reducido su confianza en la democracia, en los políticos, en las instituciones. Eso, justamente eso, que es lo que más les beneficia a quienes han generado esto.

Va siendo momento de dejarse de chorradas. Va siendo momento de asumir que no todos pensamos igual, pero que tenemos que compartir el camino. Va siendo momento de que nos enteremos de que no se puede esperar más. Necesitamos el compromiso de todos para que este país, en vez de tener como sobrenombre la DESESPERANZA, pase a denominarse SOLIDARIDAD y LUCHA. 

4 comentarios:

  1. Pido a la Izquierda qué deje de pelear entre ella por conceptos y empiecen codo con codo a pelear por la gente, por las personas, por el pueblo. La derecha y los liberales nos están ganando. ¡¡¡¡¡Lucha obrera YA!!!!

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. ¡Gran post compañero!

    El régimen está agotado y el gobierno no terminará la legislatura. ¿Seremos capaces de construir una alternativa más justa e igualitaria?

    Necesito cerrar los ojos y vislumbrar que es posible. La realidad me mata.

    Sin ella no iremos a ningún lado. La imprescindible Solidaridad se fragua en la adversidad.
    Necesitamos menos egos y más Solidaridad, organización y estrategia.

    ¡Un Abrazo Solidario!

    http://15mikel.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  4. solo puedo aplaudirte...y me he sentido tan identificada en esos tantos por ciento que no comemos ni carne,ni pescado,que vamos a caritas avergonzados,al banco de alimentos...a los que se nos esta destrozando la boca y no acudimos a un dentista,que no damos la calefaccion....a los que hace dos años eramo empresarios,pagabamos impuestos...
    y ahora la unica salida digna que queda es el suicidio.

    a quien importamos?a quien votamos?donde vamos?

    lo dicho,aplauso a manos llenas...de nada.

    ResponderEliminar